miércoles, 19 de marzo de 2014

Caso Las Heras - 5ta. parte - El Informe del CeProDH



Lo que hemos pretendido en los post 1, 234 sobre el caso del Juicio a los Petroleros de Las Heras es recabar más o menos todo lo que pudimos encontrar en la web y extraer de ello opiniones.
De hecho, fuimos unos cuantos los que participamos en intercambio de comentarios de donde se desprendieron opiniones, como decíamos, en favor, en contra y en duda sobre el accionar del tribunal que condenó en primera instancia a dichos trabajadores.

Este permiso para emitir una serie de consideraciones motivó la indignación suprema del bloguero Demián aquí,
quien me propina la siguiente frase:

-"En verdad la argumentación de este blog K y P es bastante trucha, pero vamos a señalar algunas cuestiones en este post para demostrar la mala fe (ciega, por el fanatismo por defender la cada vez más derechista política K de censura y “pretensión” de reprimir piquetes) de quien los hizo".


O sea, un fanático todo terreno me acusa de fanático.


Como es sabido; indignarse mucho es posicionarse cada vez más a la izquierda de manera tal que quienes nos permitimos dudar de hechos que se dan por ciertos, nos vamos derechizando en función de las dudas que vamos acumulando. Ay!


Lo que no entiendo es porqué cita frases de mis post y a continuación le coloca un signo de interrogación entre paréntesis.
Por ejemplo:


-"En su segundo post, el bloguero antipiquetes nos propone un sistema ¿infalible? para resolver el entuerto: analizar “un hecho puntual”, no “por ideología”, sino un “por registro de situación”(?)"


A lo que debo responder entonces con un: (??)


Qué parte no se entiende?
-"Levantó usted el arma y disparó?"


- Respuesta por ideología:
- "Porque las multinacionales chupasangre aliadas con las burocracias..."


- Respuesta conforme a situación:
- "Si", o - "No"


Bien.
El caso es que el mentado informe CeproDH está viciado de este comportamiento.
Por aquí lo pueden leer.


Un caso típico de respuesta por ideología llevado al plano de las relaciones humanas es:

-"Si te pegan en una mejilla, ofrece la otra"


O sea, no reacciones según tu registro de situación donde apenas recibido el golpe se suelta la primera emoción que puede intervenirse con una segunda o tomando un lapso de tiempo, por el intelecto para dar entonces una respuesta, automática, o parcialmente elaborada según sondeo situacional interno y circunstancial,

sino que;
- censurado o negado todo eso, simplemente limitate a responder según la ideología cristiana.


Volviendo al informe y salteando toda la parafernalia ideológica y pretendiendo entonces dirigirnos a los hechos criminales específicamente, lo destacable son los apuntes dados sobre la visible endeblez de las pruebas.


Luego, carecemos de información sobre si hay otras pruebas de sólida base ya que solo se circunscribe a algunas pocas que bien se describen (lo que sin embargo no es poco).


Luego, esta parte me parece destacable:


-se les aplicó uno de los delitos predilectos a la hora de criminalizar
la protesta social, que es el delito de coacción agravada (contra el juez Gargaglione para que libere al dirigente Navarro). La condena es inexplicable toda vez que en el juicio NO DECLARÓ este juez supuestamente “coaccionado”. Es decir, la supuesta víctima jamás dijo sentirse amenazada/coaccionada por manifestantes que se encontraban a ochenta y cinco kilómetros de su despacho
.


Volviendo ahora a la crítica que se me hace en el blog trosco y salteando la parte donde se indigna (bah, se indigna siempre y de corrido) por mi cuestionamiento a la ausencia fotográfica o pericial de las supuestas torturas de los detenidos. Salteando digo porque me increpa sobre: -cómo iban a poder contar con un celular para tomarlas en ocasión de estar sufriendo dichos apremios?

En fin.
Las huellas de tales apremios quedan estampadas en el cuerpo para que en su momento puedan tomarse en consideración. Para ello acudí al recuerdo de las fotos de torturados que circulaban por distintas publicaciones en tiempos de la dictadura.

Quiero en cambio, detenerme en lo siguiente ya que está en correlación con una cita destacada en el informe CeproDH:

-"Un tercer post del bloguero antipiquetes desecha las palabras del mismísimo Néstor Kirchner (quien habló siendo presidente en ese 2006 en que ocurrieron los hechos de “infiltrados de sectores de la derecha”) y de Luis D’Elía (quien dijo que había “infiltrados de sectores empresarios”). Conclusión del bloguero antipiquetes devenido en fiscal contra los trabajadores petroleros: “esa posibilidad es desechada completamente por cualquier observación mínimamente deductiva(?). No hay casos mencionados de supuestos infiltrados señalados para la situación”(?). Por supuesto el señor fiscal dice que “no hay casos mencionados”"


Respecto a esta cita entonces, quien me acusa de fanático me ahorra el trabajo de defenderme porque es cuanto menos raro que un fanático cuestione al mismísimo líder del objeto de su fanatismo.


En el informe se hace notar el hecho de que no se lo haya citado a declarar ante la gravedad de su... opinión...

Es solo una opinión, a la que adhirió Luis Delía.

-"Señor, venga al juicio, siéntese y digame porqué opinó que..."


Se imaginan que de seguirse este procedimiento, los tribunales que de por sí padecen de un atraso terrible en sus causas, entrarían así en una situación infernal de postergación infinita de los tiempos.


Haciéndolo sencillo.
Imaginemos a un grupo de unas doscientas personas que según dicen, marcharon pacíficamente a una protesta.
Visualicemos entonces que más de ciento cincuenta disparos partieron de la escena que ocupaban hacia el edificio municipal.


Esto es un HECHO.


Cuantos tiradores podemos suponer que efectuaron esa cantidad de disparos?
Diez, veinte...
Cómo es posible que nadie apuntase hacia ellos de inmediato para gritarles que desistan de su accionar?

A ver; te reunís con doscientos tipos y ocupan una plaza frente a un edificio. Mientras están protestando aparecen entonces diez o veinte tipos enfierrados que disparan contra dicho edificio.
Vos y los demás siguen como si nada? No hacen nada al respecto? No denuncian a nadie?

En el cuarto post hemos presentado algunos testimonios y los casos concretos de quienes fueron alcanzados por las balas con su exacta descripción.

Estos son elementos probatorios también.
Si estamos en presencia de una manifestación obrera defendida por la izquierda, cómo es que ni un solo supuesto infiltrado de derecha ha sido denunciado, apuntado o meramente descrito?


La única respuesta justificatoria que se me ocurre es que los policías atrincherados en el edificio, hayan disparado contra si mismo con sofisticadas armas de salida de balas con efecto boomerang.

Complicado, ya que la izquierda misma corrobora que solo contaron dichos policías con arrojar unas pocas balas de goma.

Esto no da para más.
Que se haga justicia.
Esto está viciado por todos lados.
Por todos los notables que piden la libertad de los piqueteros y no saben ni donde están parados en el caso, se llamen Pérez Esquivel, Bayer o Magoya.


Por un juzgado que actuó la causa como si fuera un partido de potrero cuando ya va cayendo el sol y ni se ve la pelota.


Y por la mar en coche.


El tema es que hay una joven viuda con una pequeña niña a cuestas y un montón de heridos que fueron en su momento hospitalizados que como verdaderas víctimas de estos sucesos, al parecer, jamás encontrarán justicia.


Pensé en seguir con el tema con alguna que otra parte pero creo que no da para más.
Y menos de estar lidiando con "fanáticos enceguecidos" para quienes la vida humana parece tener importancia de manera selectiva.
Gente que han barrido bajo la alfombra el archi-notorio sabotaje de trenes de Castelar porque es inconveniente a su noble ideología (en realidad, a su posicionamiento actual) y no se lamentaron un segundo por los trabajadores que allí perdieron la vida.


18 comentarios:

  1. me parece que mezclaste todo y le diste mas importancia a la contestación de un blog trosco que al análisis del informe de la CeproDH. Quedó insuficiente.

    ResponderEliminar
  2. Es verdad, pero no encuentro más elementos que los que mencioné para acotar mi parecer (considerando no redundar tanto en lo dicho en los post anteriores). Si alguien tiene algo más para decir...

    ResponderEliminar
  3. Daniel: Muy buena toda la información. Quedó un poco largo, y quizás falten muchas cosas, pero ayudó a tener una mejor idea del hecho y todo lo que se movió alrededor, incluyendo el reclamo de liberación.
    Saludos a vos y a todos los que comentan en el blog, sobre todo a Groucho e Hipermayúsculo. Miguel.

    PD: No coincido con vos en eso de que Jim Morrison era un mediocre cantante, pero en fin, gustos son gustos.

    ResponderEliminar
  4. Juaaa! dejémoslo descansar en paz, está bien.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. EL TITULO DEL POST DEBIA SER "NINGUNEANDO EL INFORME DEL CeProDH".

    PONER BAJO EL TITULO UTILIZADO, UNA DEFENSA PERSONAL CONTESTANDO OTRA OPINION, ME PARECE FUERA DE LUGAR.

    EL ESTILO DEL BLOG HA CAMBIADO, CADA DIA SE ESTA PIBEPERONISTIZANDO MAS. UNA PENA.

    ResponderEliminar
  6. Entonces no leíste bien porque inclusive hay aspectos que convalidé. El informe está ahí en el link y cada cual puede opinar. Yo no tengo más nada que agregar porque como dije ya sería redundante y para eso posteé también los links hacia las otras partes.

    ResponderEliminar
  7. Gracias por juntar la info, Daniel. Abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Hay un momento del informe donde se habla de que podría haber habido un grupo de provocadores, se supone que de la derecha, pero que, el grueso de la manifestación no hizo nada por detenerlos mientras llenaban de agujeros el frente de la comisaría. Se parece a cuando, en las marchas caceroleras, un grupo de energúmenos se dedica a echarle gas pimienta a periodistas o a gente antipática, hay complicidad. En ese sentido, tal vez, la denegación de justicia viene por el lado de que no hay suficientes “compañeros” presos. Los informes, por cierto, son espectaculares.

    ResponderEliminar
  9. Si DonChango, y lo bravo es que estos más que gas pimienta se despacharon con casi doscientos balazos.

    ResponderEliminar
  10. Conseguí la sentencia, la subí a gmail. Pensaba dar una larga explicación (de varios párrafos) de porqué seguía creyendo que los petroleros eran inocentes. Pero para mi sorpresa, encontré que la sentencia justificaba tan bien que lo eran, que me cuesta una banda comprender cómo se pudo justificar así la culpabilidadd e los acusados. Si después querés que subraye algunos puntos, lo hago.

    La sentencia es esta:
    https://docs.google.com/file/d/0B6wwwt2jUOUBVnN2S3czT1VsWkk/edit

    ResponderEliminar
  11. Ah, buenísimo Alan. Pero fui a leerla y me encontré con este cartel:

    -"You need permission"

    Si logramos sortear el inconveniente podemos armar otro post.

    ResponderEliminar
  12. Está listo, ya puede entrar cualquiera. Por cierto, cuando escribí eso todavía no había llegado a la visión de los dos jueces que condenaron a los acusados.

    Sin embargo como para mí, después de leer esto, hubo inocentes y hubo torturas, no cambio mi opinión, aunque eso no significa que no admita que algunos de los petroleros sí fueron culpables. Y, destaco, no condono la muerte horripilante de Sayago.






    Por cierto, sobre las torturas:
    http://www.vocesyapuntes.com/nuevo/index.php/noticias/politica/3639-caso-sayago-ex-jefe-de-policia-revelo-que-tuvo-conocimiento-de-torturas-a-detenidos
    http://www.pts.org.ar/Entrevista-a-Ramon-Cortes-trabajador-de-Las-Heras-condenado-sin-pruebas-a-cadena-perpetua

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias Alan. Me tomo un tiempo para leer y sacar alguna conclusión de todo esto y mando un nuevo post.

    ResponderEliminar
  14. Los dos artículos que citás al final ya los había leído.

    ResponderEliminar
  15. Perdón por tardar tanto, voy a desarrollar mi posición sobre el caso Las Heras. Me parecés un kirchnerista inteligente, Daniel, y por eso te respeto.

    La mayoría de mis compañeros de izquierda no tienen la misma postura que yo, les parece que, debido a que se dio en una situación de lucha de los trabajadores y como respuesta a la represión que estaban sufriendo, entonces su lealtad está con los trabajadores de Las Heras.

    No es esa la postura que tengo. En primer lugar, yo no defiendo a los que, como dijo Cristina, mataron a Sayago "como un perro".
    Sin embargo, por las mismas características de como se dio el juicio, no puedo menos que pensar que el resultado es un ataque a los trabajadores en tanto que tales, y en ese sentido, tengo que oponerme activamente.

    Una forma de ver esto es que si todo se hubiera hecho "correctamente" esto no sería un ataque a los trabajadores. Sería una defensa de los derechos a la vida, y una carcel a "algunos" que se fueron de mambo en una protesta. Pero esa no fue la historia. Veamos cómo fue.

    No voy a esforzarme en defender a González ni a Catrihuala. Creo que es claro qué papel tuvieron cada uno. González prácticamente se autoincriminó. Pero además, mi solidaridad no va con ellos.

    Y qué decir de Rosales? Un caso para analizar, y después lo haré. Pero honestamente creo que hizo lo que se le acusa y no lo perdono.

    En cambio, quiero centrarme en Cortés, Padilla y los hermanos Mansilla. En especial en los dos primeros.

    En primer lugar, diría que Cortés y Padilla son inocentes. Pero me quedo en eso? Es cierto que me parece terrible que personas inocentes vayan a la cárcel a perpetua. Pero ese no es el punto principal, y no es por eso que me preocupa el caso, hay algo peor ahí.

    Me puedo quedar en la cuestión de "errar es humano" y en tanto que jueces también son humanos? No, porque no fue cualquier error. En el desarrollo del juicio (de estos "errores") uno puede ver la nulidad de este juicio, pero en especial las consecuencias terribles que esto tiene.

    Mi afirmación es que esto fue una caza de brujas, que por eso se usó torturas, se buscó cualquier cosa como prueba. Y que esto fue avalado por la justicia. El resultado fue una población aterrorizada que va hacer todo lo que las patronales les digan que hagan. No hay que dejar que ganen.

    ResponderEliminar
  16. Por dónde empezar?
    Padilla es inocente. Qué lo acusa? Por empezar el testimonio de Arias, un chico que es acusado en sí, y que es uno de los pocos absueltos. El padre mismo cuenta cómo le pegaban hasta más no podían. El resultado fue una declaración que lo acusaba a Padilla. Después de eso, el padre fue a buscarlo a Cochón, que valoraba a Arias padre y declaró por él, salvándolo a Arias hijo. Después de eso, Martínez, un pibe de 16 años, vulnerable, por lo tanto, se sumó a la declaración. Hay un video dónde Padilla y Martínez hablan, esta transcripto en la sentencia. Y es clarísimo que Martínez mintió, no estoy imaginando, la misma primera jueza afirma que tenía tal actitud. Andá a saber lo que le hicieron al chico. Y Martínez además acusa a Cortez (¿Por qué lo metés a él? Le dice Padilla). Leé esa parte es que ahí se entiende qué pasó, cómo fue que se buscaron datos. Bueno, y eso sin contar que supuestamente Padilla lo tiró cuando ya estaba tirado.

    Pero es obvio, porque torturas hubo, porque todo el mundo lo afirmaba y a mí no me vas a decir que todos mintieron. Arias lo decía, y José Pablo Bilbao hablaba de patadas, y Cortés dice tener problemas médicos de eso. Todo el mundo estaba atrincherado unos días en la iglesia del pueblo. ¡Tenían miedo! Y no de sus compañeros como afirma la querella, de los policías.

    A Cortez lo único que más o menos lo incrimina es el testimonio de Nahuelcura. Para hacértela corta, cuando lo agarraron a Cortez (cuando lo torturaron), tiró una ristra de nombres, entre los que estaba Nahuelcura. Y Nahuelcura le devolvió el favor. Daba la casualidad que era "el único que reconoció" de los encapuchados. A cambio, Nahuelcura nunca fue imputado. Pero hay un montón de "pistas" completamente inconducentes, como por ejemplo que Bilbao lo vio con un "papel" y dijo "cayó uno!". Y no es joda, esto lo utilizó el segundo juez como prueba de la culpabilidad de Cortez. Y qué hablar la pala, que hágase justicia a los jueces, la desestimaron? La querella intentó por todos los medios acusarlo, con testigos que sólo afirmaban que lo habían visto, que estaba presente, algo que Cortez nunca había negado. Lo cierto es que la policía no buscaba culpables, buscaba chivos expiatorios. Buscaba castigar la protesta en sí.

    Tengo que agregar que de los que mencionó Torres se agarraron a los que parecían mendaces?

    ResponderEliminar
  17. Y por qué no hablar de los hermanos Mansilla? Se los acusó de "coacción agravada", en criollo, que amenazaban con hacer algo ilegal si no soltaban a Navarro. A ver, sí, tenían palos; sí, tenían piedras. ¿Qué era lo ilegal que pretendían hacer? Asumimos que matar a Sayago? Si querían hacerlo lo hubieran hecho. Pero mientras los Mansilla tiraban piedras, la policía tiraba granadas de gas lacrimógeno y balas de goma. Ahora, los policías tenían granadas en mal estado, etc. Pero después estaban ofendidísimos cuando les devolvían las granadas que ellos mismos les habían tirado. Y es que los palos del pueblo son coacción, pero los de la policía son legítimos. Es así, es asimétrico! No podemos bancar eso. Si la policía se agarra al cabecilla porque la patronal se lo pidió al gobernador, es lógico e inevitable que los trabajadores intenten luchar con la policía de igual a igual.



    Podría hablar de más cosas, pero quiero ir al punto. A ver, reivindico haber ido a las marchas por este tema, y lo seguiré haciendo, la verdad es que la consigna "algunos de los petroleros son inocentes" es derrotista. Pero acá las opciones son dos, porque es esta la realidad. O se defienden a los petroleros, o se deja que las cosas pasen, se mantiene el status quo. Me encantaría defender sólo a algunos. Las condiciones objetivas no están dadas. Como kirchnerista, acostumbrado a tantos sapos te pregunto cuál es el mal menor. Que algunos asesinos queden sueltos o dejar a toda una población aterrorizada con mensajes para toda la Argentina (porque también están los de Seom, proyecto X, etc), sabiendo que si salen a luchar pueden quedar torturados y presos de por vida.

    A ver, no soy ciego, voy a reivindicar que los puntos más absurdos de la querella fueron rechazados. Pero repito, lo que se dejó, en especial lo de los dos últimos jueces, no me preocupa porque hayan sido errores, porque deteste que inocentes queden en perpetua. Sino porque esos "errores" por cómo sucedieron tienen la consecuencia de tener efecto en ser un avance contra los trabajadores, en tanto que tales.

    Creo haber sido claro, seguimos hablando!

    ResponderEliminar